Sesión extraordinaria

El Concejo Deliberante aprobó el presupuesto 2016 por unanimidad

Centro

El recinto del Honorable Concejo Deliberante volvió a tener actividad en la tarde de este jueves cuando se dio tratamiento en sesión extraordinaria al proyecto de presupuesto 2016, el cual fue aprobado por unanimidad.

concejo deliberante oficialismo

Desde el oficialismo, el edil Agustín Cassini sostuvo que “el nuevo presupuesto busca sincerar los números del Municipio en lo que a la administración central respecta”. Mientras que sobre el Hospital Subzonal Felipe A. Fossati expresó: “Es necesario trabajar para mejorar la recaudación para no depender tanto de los ingresos autogestionados”.

Leandro Spinelli, también del Radicalismo, manifestó que “el presupuesto es una herramienta para que el Municipio deje de ser deficiente, desintegrado y deficitario, y comience a generar ingresos”.

Por su parte, Raúl Teijeiro, pidió respetar la opinión de las minorías y manifestó que la supresión de cargos ahorró al Municipio aproximadamente dos millones de pesos en sueldos.

Por último, Marina Albani cerró: “Los vecinos nos dieron una responsabilidad. Por lo tanto debemos llegar y estar presentes donde el Estado anteriormente no estaba”.

 

concejo deliberante oposicion

Desde la oposición, si bien acompañaron el presupuesto, no faltaron las cuestionamientos a algunos puntos. En este sentido, quien se mostró más crítica fue Sol Di Gerónimo (Frente Para la Victoria). Dijo: “El Ejecutivo actual hizo un ‘copio y pegue’ de lo propuesto por la gestión de Echeverría en 2015. En la campaña política faltaron a la verdad y hasta ahora no cumplieron con lo prometido”.

Martín Pérez, también del FPV, fue más diplomático y manifestó que “es tiempo de acompañar y comprometerse porque eso es lo que el Gobierno necesita en este momento y la gente precisa saber que el arco político apoya a esta nueva gestión”. Además, calificó al presupuesto como “real y sincero”.

Por el lado del Frente Renovador, hablaron sus tres integrantes. El primero fue Enrique Guillén, quien expresó que “hay que darle la oportunidad a este Ejecutivo, pero ser estrictos en cuanto al control y cumplimiento de varias cuestiones como el pavimentado, la provisión de agua y el transporte urbano”. Y añadió: “No es tiempo de chicanear, sino de darle confianza al nuevo intendente”.

Por su parte, Gabriel Petruccelli, si bien acompañó el proyecto, se manifestó en contra de la contribución para la salud. “Tal y como está planteada es un impuesto que obliga a los vecinos a pagar por la salud, que al igual que la educación, son servicios sobre los cuales el Estado debe garantizar su gratuidad. Por ello opino que esta contribución es ilegal”, aseguró.

Por último, José Luis Cavuotti coincidió en los conceptos expuestos por Pérez y dio al oficialismo su acompañamiento.